Vasitos de crema de calabaza asada con pinchos de pulpo y gambas: receta saludable de aperitivo navideño

0
207

Precalentar el horno a 200ºC y preparar una bandeja refractaria. Lavar las zanahorias y pelarlas. Cortar en piezas de un par de centímetros, igual que la calabaza. Cortar la cebolla por la mitad o en cuartos si es muy grande, pelando solo las hojas secas. Lavar el jengibre y cortar en dos trocitos.

Distribuir todos estos ingredientes en la bandeja, regar con un chorrito de aceite y salpimentar. Aderezar con el zumo de la naranja, el vino blanco, tomillo o con otra hierba seca (orégano, romero…) y remover bien, dejándolas en una sola capa. Hornear durante unos 20-30 minutos, removiéndolas a mitad del tiempo, hasta que estén tiernas.

Cuando no quemen, triturarlas con una batidora o robot de cocina. Antes de ello, retirar las capas más externas de la cebolla que estarán algo secas, para usar solo el interior más jugoso, y pelar el jengibre. Si se ha quedado muy asado puede ser suficiente con apretar la piel para sacar la pulpa.

Vasitos de Crema. Pasos

Vasitos de Crema. Pasos

Añadir caldo de verduras o agua a las verduras poco a poco, a medida que se trituran, hasta obtener la textura deseada. Probar y salpimentar al gusto. Se puede rebajar el espesor también con un chorrito de leche, más zumo de naranja o un poco de leche de coco. Si se desea más fina, pasar por un colador chino, aunque la idea para los vasitos es que quede más bien espesa.

A la hora de emplatar, calentar y repartir en vasos pequeños. Coronar con cebollino lavado y picado, y decorar con unos pinchos con piezas de pulpo y gambas cocidas. Regar con un hilo de buen aceite de oliva y servir con unas cucharillas de aperitivo.