Llevábamos 50 años intentando entender una estrella. El telescopio Webb lo ha resuelto rápidamente: no era una estrella

0
10

El
telescopio
espacial
James
Webb

ha
vuelto
a
sorprender

a
los
astrónomos
con
la
profundidad
de
sus
observaciones.


Una
estrella
rodeada
de
polvo.

La
estrella
WL
20S,
situada
a
unos
400
años
luz
de
la
Tierra,
en
una

región
de
la
Vía
Láctea

llamada
Rho
Ophiuchi,
ha
sido
objeto
de
numerosas
observaciones.

Al
menos
cinco
telescopios
diferentes
han
intentado
entender
la
naturaleza
de
esta
estrella
desde
la
década
de
1970,
pero
ninguno
lo
había
logrado
hasta
ahora
debido
a
las
espesas
nubes
de
gas
y
polvo
que
la
rodean,
bloqueando
la
mayor
parte
de
su
luz
visible.


Lo
que
revelan
las
imágenes
del
Webb.

El
telescopio
espacial
James
Webb,
con
su
capacidad
de

ver
a
través
de
las
capas
de
material
estelar
,
ha
descubierto
que
WL
20S
no
es
una
sola
estrella,
como
siempre
habíamos
pensado,
sino
un
sistema
de
dos
estrellas
gemelas.

El
hallazgo,
que
pasó
desapercibido
durante
décadas,

ha
sido
posible
gracias
a
la
cámara
del
infrarrojo
medio

(MIRI)
del
telescopio
Webb,
un
desarrollo
conjunto
de
la
Agencia
Espacial
Europea
y
la
NASA.


Listas
para
parir
nuevos
planetas.

Las
observaciones
del
Webb,
cotejadas
con
datos
de
los

radiotelescopios
ALMA
desde
el
desierto
de
Atacama
,
revelan
chorros
de
gas,
compuestos
de
partículas
ionizadas,
emanando
de
los
polos
de
ambas
estrellas.

Son
estrellas
jóvenes,
de
entre
2
y
4
millones
de
años.
Y
están
rodeadas
de
discos
de
gas
y
polvo
que
podría
indicar
que
están
listas
para
pasar
a
la
edad
adulta
y

empezar
a
formar
de
planetas
,
como
revelaron
los
astrónomos
en
la

244ª
reunión

de
la
Sociedad
Astronómica
Estadounidense.


La
pubertad
de
las
estrellas.

El
descubrimiento
es
particularmente
importante
para
entender
las
primeras
etapas
de
formación
estelar
y
la
transición
de
las
estrellas
jóvenes
a
la
edad
adulta.

Los
chorros
de
gas
se
encuentra
en
un
punto
crítico
de
su
desarrollo,
lo
que
ofrece
a
los
científicos
una
oportunidad
única
de
estudiar
los
procesos
implicados
en
el
ciclo
de
vida
temprano
de
las
estrellas.

Imagen
|
ESA,
NASA

En
Xataka
|

El
telescopio
Webb
ha
detectada
la
luz
más
antigua
del
universo
conocido.
Es
sorprendentemente
brillante