El inédito cruce de hermanos en Colón-River

0
436

El 30 de diciembre del año pasado, Hellas Verona perdió como local 3-1 con la Juventus, que festejó con un gol del francés Matuidi y un doblete de Paulo Dybala por la 19ª fecha de la Serie A del calcio. Bruno Zuculini jugó los 90 minutos para el local y su hermano Franco ingresó a los 37 del segundo tiempo. Fue el último partido juntos…

Mirá también: La seguidilla de River

Mirá también: «Contra River me fue bien…»

Mirá también: El goleador de River atiende un buffet

Bruno y Franco, en Hellas Verona.

Este viernes, poco más de 10 meses después, los hermanos estarán frente a frente por primera vez como rivales en un partido profesional después de aquellas batallas que tenían como pequeños, cada uno en su equipo. «Cuando éramos chicos jugábamos con mi hermano y nuestros amigos. Yo siempre perdía porque Bruno tenía amigos que jugaban muy bien. Y nos raspábamos, claro», recordó el más grande, de 28 años, tres más que Bruno.

Mirá también: «Dejanos disfrutar a Gallardo, es un gran entrenador»

Compañeros en el 2011 en Racing, festejaron el ascenso del Hellas Verona a mediados del 2017 y este año volvieron a la Argentina. Bruno lo hizo a principios de año para ponerse la camiseta de River y Franco lo siguió post Mundial para seguir su carrera en Colón.

Bruno y Franco en Racing.

Mirá también: Pratto, con la Santa Fe al gol

Ahora serán adversarios porque Franco se ganó un lugar en la formación de Eduardo Domínguez y Bruno aprovecha la decisión de Gallardo se usar una formación alternativa ante la inminencia de la semifinal de Libertadores con Gremio.

Mirá también: Un clásico: River a Cardales

«Más allá del resultado, los dos vamos a dar lo mejor y lo vamos a disfrutar. Yo pasé la adaptación y cada vez me siento mejor. Y Bruno también tuvo su período de adaptación porque el mundo River se diferencia mucho al resto de los equipos, pero lo respaldaron mucho y él respondió muy bien», agregó Franco.

Mirá también: ¿Cómo le fue a River cuando atajó Lux por Armani?

Aguerridos, temperamentales, seguramente se cruzarán en más de una oportunidad en la mitad de cancha. «Nuestros padres, Marcelo y Viviana, nos inculcaron todo y seguramente se van a poner algo nerviosos en el partido«, sonrió finalmente Franco.

LOS ZUCULINI EN LA SUPERLIGA